lunes, 11 de mayo de 2009

Chaparrillo de la calzada

Y es que, después de una semana con pocos entrenos y musha comida (buenísima, pero a la vez malísima), a uno se le queda el cuerpo así...

Así que ahora toca apretar a fondo estas semanas, recuperar algo de lo perdido (nivel de forma), y perder algo de lo recuperado (kilos). Sin más problemas ni agobios, pues aunque sólo he podido correr 40km esta semana y nadar un par de días, las sensaciones siguen siendo buenas.

La semana nos dejó muchas estampas, una muestra de los contrastes culturales y humanos del sur, de las que destacaría la fábula del perrito y el pollito, que algún día explicaré, o no,.. ,y las visitas a Priego, Zuheros (nos costó encontrarlo, pues todo el mundo se refería a éste lugar como "sueros"), y la majestuosa Córdoba con sus 35ºC, su mezquita y sus patios andaluces (era semana de exposición).

El perrito y el pollito

Un pequeño ejemplo de la vistosidad de los patios

2 comentarios:

ivan dijo...

miguel, 3 semanas fuertes, 3 semanas duras, 3 semanas concienciado de Austria, 3 semanas de dieta, y a por ello¡¡¡

un abrazo

Miquel Morales dijo...

Ivan, no sé qué es peor, si fuerte o dura...

 © Miquel Morales.

TOP