domingo, 13 de mayo de 2012

Ecotrimad 2012

Un día bien aprovechado, sin un momento de calma, de principio a fin. 

Antes de hacer la crónica, comentar que el planning descrito en el post anterior se cumplió a la perfección, a excepción del desayuno II (que no pude hacer por falta de tiempo), y que llegué muy justo al avión de vuelta, la siesta en el avión fue imposible por el poco espacio que tenía en mi asiento. Por lo demás, cumpliendo a la perfección el horario planificado.

Llegué a Buitrago del Lozoya a las 10am, con la entrega de dorsales ya finalizada, pero por suerte me habían guardado el mío, conjuntamente con la bici (gracias de nuevo, Joaquin y Ramiro). Preparo boxes y 45min antes de la salida consigo un plátano y algo de agua. 

Me pongo el neopreno y caliento algo en el agua. Bajo mi punto de vista no estaba fría, y se estaba mejor dentro que fuera (fuera, el calor era bastante evidente). Casi sin darme cuenta, estoy en cámara de llamadas con los 67 élite que salíamos primero.

Me coloco bien, pero detrás del todo, y cuando suena el bocinazo, enseguida pillo un buen sitio y voy -creo- más recto hacia la primera boya que el resto. Llego bastante bien, en la zona media del grupo, y al girar la primera de las 3 boyas, ya me pongo a pies hasta tocar tierra, nadando muy cómodo todo el rato y gastando lo menos posible. Salgo del agua en 30m37s (posición 84 de los 410 llegados).
Salida bien colocado por la derecha, casi al lado de la canoa

Transición muy larga (prácticamente 1km) y a pillar la bici. El circuito de bici ya nos avisaron que sería duro, prácticamente ni un tramo llano, contínuo sube-baja, con algo de viento y calor seco. La bici con la que corrí (Orbea Onix de carbono) venía sin bidones, me tiré casi 20km sin beber nada. Enseguida me hice a la bici, pues me la prepararon con las medidas que les envié, y al estar acostumbrado a la P2C, con una bici más escaladora y sin ruedas de perfil, ni acoples, ni cuenta km, en un circuito como éste iba de fábula. Iba sin recambio, así que si pinchaba bye bye carrera...

Al salir con élite, la sensación (parecida a la de Valencia) es de ir solo, pues de tanto en tanto te adelanta alguien, pero los primeros de grupos de edad no me pillan hasta el final de la bici. Yo me econtré super bien, apretando en las subidas y haciendo "bailar" a la bici, y agarrándome abajo del manillar en las bajadas. Uno de esos días en los que vas bien y cuesta tanto subir como en otros. No tuve la sensación de me pasara mucha gente, y el crono final 2h24m29s me dejó satisfecho, para los 1200m de desnivel positivos (parcial 125º).
El perfil de la bici. Cero km llanos...

La T2 con bastantes piedras bajo la alfombra, parecía Chiquito corriendo con la bici, al entrar en boxes salía la primera chicha, y justo detrás mío venía la segunda. Tampoco iba tan mal, pensé.
Al empezar a correr, las sensaciones buenísimas, el primer km en 4m15 sin apretar, aunque ya sabía que ese no sería mi ritmo, al menos me di el gusto de correr rápido sin apenas notarlo, coincidiendo con el tramo más faborable, el cruce de la presa del embalse de Riosequillo, un pequeño bucle de unos 2km en el que me notaba muy bien. Incluso adelanté a algun competidor con dorsal bajo.

El tramo de vuelta a Buitrago tiende a bajar, y justo al llegar al pueblo las pendientes se hacen violentas, muy incómodo para correr. Habían varios giros de 180º e incluso una subida a un puente que cortaba el ritmo en seco. El tramo del casco antiguo empedrado me destrobaza los pies (en la T1 y T2 me clavé bastantes piedras) y la vuelta al embalse era una odisea, con pendientes muy pronunciadas que rompían el ritmo. Una vez se llegaba a la zona del embalse (la más llana) volvía a poner ritmo de crucero.

El calor ya apretaba de lo lindo, y me mojaba por completo en los avituallamientos, en 3 minutos estaba con la ropa totalmente seca... Los 21km finales (con 350m de desnivel acumulados) constaban de 2 vueltas y media. Mantuve el tipo las dos primeras vueltas (hasta el km 14), en las que sólo conté que me adelantaron tres corredores (señal que estaba corriendo muy bien), pero en los últimos 7 km los pies me dolían exageradamente y el terreno no llano era un suplicio cada zancada. Mi ritmo se vio perjudicado por ello, pero aún así iba controlando dorsales y pulseras, y no perdí muchos puestos, aunque sí varios minutos. Entre el circuito y la fuerte calor, vi a gente muy perjudicada.

Zona de meta, espectacular ! 

Tardé 1h46m57 en cubrir los 21km (parcial 102), pero viendo los tiempos de los tres primeros en los 21 km (Blanchart 1h24m, Amatriain 1h26 y Carlos López 1h33) da una idea de la dureza y puedo valorarlo positivamente.

Finalmente entro en meta con 4h48m14s, en la posición 33º de 67 en élite, muy contento con el resultado y por cómo me vi. En meta pequeña entrevista con Felipe Gutierrez (director competiciones FETRI) explicando la anécdota de mi viaje relámpago a la prueba. Tras avituallarme brevemente en el mágnifico post meta que había (me encontraba superbien de fuerzas y todo), directo al coche de alquiler y para el aeropuerto, llegué 30 minutos antes de que saliera el vuelo... buff qué estress, a las 22:20 en casita cenando con Carmen.

Y el vídeo de mi entrada a meta con audio y entrevista incluída (hacer click en la imagen): 


1 comentarios:

Alex Martinez dijo...

El final de meta espectacular!

 © Miquel Morales.

TOP