martes, 10 de septiembre de 2013

Triatlón Olímpico Banyoles 2013


Después de una semana de vacaciones en la costa Brava tenía pocas garantías de hacer un buen resultado en Banyoles, me tomé la prueba como un buen entreno e intentar disfrutar al máximo de la prueba.

Con 21 compañeros del club y muchos conocidos, Banyoles fue una de esas pruebas que me demuestran porqué sigo entrenando y compitiendo: porque disfurto un montón.

La salida, esta vez desde dentro del algua y separada entre los élite, chicas, federados y no federados, fue algo más limpia, enseguida pillé la línea de corcheras, pero hay gente que no sabe nadar sin dar golpes, y me abrí un poco para nadar más relajado, aún a costa de perder algunos segundos. Nadé cómodo, sin forzar, y salí del agua descansado y con fuerzas. 25m17s y parcial 143 en el agua, rápida T1 y enseguida a dar pedales.

Nos juntamos 4 triatletas, tenemos a un grupo a la vista (aunque lejos) cuando empezamos la primera subida, y enseguida me quedo solo, aunque esta vez porque yo era el más fuerte de los 4. Al final de la subida, recogemos los que se han quedado del grupo y formamos grupeta, donde colaboro muy activamente. A la altura de Besalú, con el grupo precedente a unos 100m, doy fuertes relevos que nos acercan al grupo casi para pillarlos, los 3 más fuertes del grupo saltamos y a escasos 15m de pillar el grupo exploto, demasiados relevos "generosos" por mi parte.

Molinillo, a recuperar piernas, y 1 minuto después me pilla el grupo donde estaba, que además se ha fusionado con otro que venía por detrás a ritmo más fuerte. En este nuevo grupo, el ritmo es más alto, y no me puedo relajar, tengo que estar atento a los palos, pues finalmente se rompe y a pie de "puerto" pillamos al grupo que estuve a punto de alcanzar previamente.
La subida la hago sin forzar, sabiendo que el primer grupeto se me irá, así que no sufro en exceso para quedarme en la selección del segundo fragmento. Hasta la T2, sin dar un solo relevo, dentro del grupo intentando recuperar las piernas. Por entonces, el diluvio es importante y aunque es algo peligroso rodar bajo la lluvia, el circuito no tiene puntos complicados (rotondas, giros cerrados) y se puede circular bien (aunque ponerse a rueda era comerse el agua que la bici del triatelta precedente escupía).

1h09m24s en los 40km de bike, parcial 110 (lo mejor del día y con todo el aguacero que nos cayó), y habiendo recuperado muchas posiciones. En la T2, calabres en los dedos de los pies, hacen que salga muy retrasado del grupo con el que entré. Cuando comencé a correr, muchos con los que entré con la bici ya me llevaban más de 100m !!

Salgo a correr con la intención de hacer los 10km lo más constante posible, pongo ritmo de crucero y van pasando los km sin que me adelanten muchos competidores. Tras hacer la primera vuelta a 4'30"/km aprox, ya que las sensaciones son buenas por el circuito de barro/tierra/agua, me exijo un poco más en la segunda vuelta, y la completo a 4'20"-4'25", acabando los 10.2km en 44m43s (parcial 254) y con la sensación de poder aguantar más km a ese ritmo.

Finalmente acabo el 131 de la general del camp. de Catalunya (20º de V1M, de un total de 192, ya casi podemos hacer un TRI los V1M), con buenas sensaciones de cara al final de temporada. El post-meta fue corto, no veas la de lluvia que nos cayó en Banyoles este año !!!

0 comentarios:

 © Miquel Morales.

TOP